Es de lo más frecuente soñar con uno mismo en el cuarto de baño. No es un sueño que deba preocuparte especialmente, aunque si que es cierto que se puede interpretar de muchas formas según lo que sucede durante el mismo. Sueñen ir estrechamente relacionados con la liberación de uno mismo, con la necesidad de desahogarse.

E nivel general, el cuarto de baño (en especial la bañera) simboliza la purificación del alma, y la necesidad de autorenovación, de reencontrarse. Es posible que te sientas sucio interiormente, a causa de una sensación de culpa o remordimiento.

Si sueñas que estás en un baño público y tienes mucha gente alrededor es porque te falta privacidad en tu vida real, te sientes algo agobiado por los demás. Quieres tener más espacio para ti mismo. También es posible que entres en el lavabo que no te pertoca (en el de chicos si eres chica o al revés). Esto significa que consideras que te has excedido en algo, te has pasado y lo sabes. Posiblemente necesites pedir perdón por lo que has hecho y el no haberlo pedido todavía te perturba.

La taza del váter o inodoro, se interpreta cómo la necesidad de uno mismo de deshacerse de algo que sobra, algo que no utilizará. Por regla general no se refiere a cosas físicas, sinó más bien a rasgos del carácter que nos molesta tener o creemos que estaríamos mejor sin los mismos.

Si el lavabo de tu sueño está inundado, atascado, impracticable, significa que tienes ganas de dejar a los demás que te vean cómo realmente eres. Explicar algo importante sobre ti mismo o bien liberar tus emociones más íntimas.

Por lo contrario, si sueñas que limpias un retrete, es señal de que ya has empezado a soltarte, a abrirte a los tuyos para que realmente te puedan conocer bien.

La variación más común del mismo es la de soñar con excrementos.

Has soñado con lavabos o retretes y quieres saber cómo debes interpretarlo? Explica tu sueño dejando un comentario y te ayudaremos a descifrar su significado.