Por regla general, si apareces tu mismo en el sueño, perdido en medio de un desierto, es una señal de mal augurio. Lo más frecuente es recurrir a éste sueño en caso de sensación de soledad. Sobretodo si en el mismo sueño estás deseando encontrar un oasis y éste no aparece, es la forma que tiene tu mente de decirte que requieres de ayuda de alguien, y, por ahora, no la encuentras. En algunas ocasiones el oasis del que hablamos, puede hacer referencia a una inseguridad ante algún evento que se aproxima. Podríamos decir que el oasis es esa confianza que no encuentras. Puedes estar pasando una mala racha y sentirte sin apoyos cercanos o personas en quien confiar.

Si no es el caso, éste sueño hace referencia a que alguien está hablando mal de ti, siempre y cuando estés cruzando el desierto contra tu voluntad.

Es muy diferente si sueñas exactamente lo mismo (tu en el desierto) pero dentro de un viaje de placer. Estar cruzando el desierto en vacaciones por gusto, es una señal de que se te acerca una buena etapa amorosa. Si todavía no has encontrado el amor, puede andar cerca tuyo.

Si consigues dar con un oasis en el que descansar, es un muy buen augurio, éxitos en tus negocios recientes. Tu estatus económico puede mejorar significativamente. Eso si, si quieres mantener tu salud, deberás descansar más de lo que lo haces.

Por regla general los desiertos son comparables a la soledad, la mala suerte e incluso a la infertilidad.

Si necesitas más información sobre el significado de soñar con un desierto, cuéntanos con exactitud el que has tenido dejando un comentario y te lo explicaremos encantados. 😉